Otra forma de que veamos al legislador si encontramos la ley:

En realidad, nuestra inferencia por la ley de la existencia del legislador no se invalida porque no veamos al legislador; porque la existencia de la ley y la organización por sí solas son una evidencia de la existencia del legislador y el organizador aunque no veamos por nosotros mismos a este legislador u organizador, nos basta con ser testigos y ver la organización y la ley como evidencias de Él, así pues, por ejemplo: si hubiera vida muy inteligente en otro planeta distinto a la Tierra que quisiera dominar la Tierra por medio de computadoras y robots propios fabricados por ellos en la Tierra, enviarían un mensaje electrónico que fuera básicamente un plano para producir computadoras avanzadas y robots avanzados de alta tecnología que no conocemos, como si fueran inteligentes en alguna medida, y al llegar a nosotros el mensaje electrónico accedería a través de la red de internet a las fábricas de producción de circuitos electrónicos, computadoras y robots, y completaría su acceso electrónicamente. Pero como hay otras cuestiones que interfieren en el proceso de ensamblado y producción, por ejemplo nosotros, es de esperar que al aplicar el mensaje electrónico de la producción haya computadoras muy malas, computadoras defectuosas y otras regulares al lado de las supercomputadoras y los robots que el mensaje electrónico pretende producir. Y si se produjeran supercomputadoras inteligentes y robots avanzados e inteligentes —y la inteligencia es el resultado de sustancias químicas como sabemos— y luego se dominara la Tierra y el proceso de producción y construcción en ella de manera completa, y viéramos este resultado y no sepamos de dónde viene su plan, entonces muchos de nosotros tal vez atribuyamos su plan a errores ocurridos en las computadoras nativas, a la red de internet o a virus que habrían entrado a los sistemas de las fábricas, etc., y tal vez se justifique esta determinación porque hay también computadoras y robots deficientes regulares que ya han sido producidos.

Y en realidad esto es lo que hacen los teóricos ateos con la teoría de Darwin como el profesor Dawkins y quienes concuerdan con sus palabras. Pero cuando una persona razonable ve este resultado, lo analiza y lo estudia de una forma lógica, se da cuenta por sus evidencias y las señales que detrás de ellas hay una organizador, un legislador que las promulgó y las envió para implementarlas en la Tierra con las posibilidades disponibles en la Tierra, pues la inteligencia es un propósito y un medio para lograrla son los elementos químicos conocidos disponibles en abundancia sobre la Tierra y de los cuales se forma el sistema nervioso.


Extracto del libro “La Ilusión del Ateísmo” de Ahmed Alhasan (a)

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s