Primer argumento: todo el volumen de agua existente en la Tierra y sobre ella no es suficiente para cubrir toda la Tierra hasta las cimas más altas de las montañas, es decir, elevarse por varios kilómetros. De hecho, no es suficiente ni para cubrir la Tierra en un nivel mucho menor que esto.

Segundo argumento: los animales de islas y continentes aislados, ¿cómo habrían llegado hasta Noé? Además, ¿cómo habrían vuelto a sus islas lejanas otra vez sin dejar rastro en su camino de vuelta? El ejemplo más simple son los marsupiales de Australia y las fosas de Madagascar, pues están presente allí solamente y no se ha documentado su presencia o rastro en ningún otro lugar.

Tercer argumento: no hay rastro de un Diluvio que haya cubierto toda la Tierra dentro de los límites de tiempo establecidos por la historia clásica del Diluvio.


Extracto del libro “La Ilusión del Ateísmo” de Ahmed Alhasan (a)

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s